Altsasu es un pueblo de aproximadamente 7.400 habitantes que cuenta con tiendas, bares, cafeterías y algunos restaurantes. Dispone también de un centro cultural donde programan cine, teatro y exposiciones pero sin duda su mayor atractivo, son los montes de extraordinaria belleza que le rodean.

En un entorno privilegiado constituye un destino ideal tanto para ls amantes del wabi sabi  como para aquélls que buscan sumergirse en la frondosidad del bosque para practicar shinrin yoku. 

En silencio, adentrándonos en los distintos parajes que aguardan semi escondidos, siendo una con la indescriptible belleza que los árboles nos ofrecen, nuestro cuerpo se enraíza, despiertan nuestros sentidos y nuestra mente se relentiza. Durante estos paseos las ondas beta del cerebro se calman para ceder el paso a vibraciones alfa que re-equilibran nuestro sistema nervioso, ahora sentimos cómo un bienestar simple, natural, profundamente pacífico nos invade.

También hay espacio para ls que prefieren subir montañas, escalar, hacer senderismo o hacer kilómetros en bici.

En nuestra guía encontrarás diversas propuestas para conocer el lugar.

Otro de los atractivos de la localidad son los masajes de Laura. Si deseas descubrirlos te aconsejo reservarlos con antelación: http://esteticalaura.es/

También puedes visitar la tienda de Ana: babia.info donde podrás encontrar artículos de decoración y muebles años 50- 80

Y si quieres más información específica del valle: http://sakana.eus/wp-content/uploads/2015/12/SAKANA-cast.pdf

Te esperamos.

Ahora solamente, hora nocturna, estoy sin miedo y puedo
permanecer en esta mirada que se ha abierto,
pues para tu infinito suceder
exiges mi mirada insuficiente.
Ahora surge de ella el parecido.
                                                                          Rilke

Debajo de mí, el núcleo de fuego desde el que se expulsó esta masa, chirriante y gruñona, de roca plutónica; por encima, el aire azul; y entre el fuego de la roca y el fuego del sol, derrubio, tierra y agua, musgo, hierba, flor y árbol, insecto, ave y bestia, viento, lluvia y nieve: la montaña total. 

                                                        Nan Shepherd. La montaña viva.

 

 

“En el bosque, vuelve la razón y la fe. Allí siento que nada me puede ocurrir en la vida, ni desgracia, ni calamidad -siempre y cuando me queden los ojos- que la naturaleza no puede reparar «.

                                                      Ralph Waldo Emerson. Naturaleza